Información Útil

Cómo reparar pantallas o equipos de tubos fluorescentes. Esquema del circuito.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Tubo fluorescente

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Las pantallas de tubos fluorescentes son un sistema de iluminación de bajo consumo, económico y  su reparación es fácil de solucionar. Además, puede encontrar tubos con distintas calidades de luz desde una intensidad fuerte -luz fría- a otras más cálidas.

Un aspecto a tener en cuenta es que el tubo contiene en su interior un gas tóxico (vapor de mercurio) que le obliga a manipularlos con cuidado y en el caso de que se rompa habrá que salir de la habitación y ventilar durante 15 minutos. Otros datos de interés que hay que saber son:
> Cuando
los extremos del tubo se pongan negros (puntas negras) es que su vida se esta agotando y la luz pierde calidad. No hay que esperar a que se agote completamente para cambiarlos. Son baratos.  
> Llevarlos a un punto de recogida (tiendas de material eléctrico) para  reciclar.
> Si se encuentran en la cocina, y no está protegidos con una pantalla, hay que limpiar
cada cierto tiempo la grasa que se le pega.

> También hay equipos de fluorescentes que no tienen cebador y en lugar de llevar reactancia  y cebador, levan un aparato llamado balastro. Duran menos que los anteriores y las reparaciones son más caras y más complicadas a la hora de conseguir un balastro que se ha roto.
 

 

REPARACIÓN DE LOS EQUIPOS DE TUBOS FLUORESCENTES

 

 Vídeos relacionados
> Reparar y manipular pantallas de tubos fluorescentes
> Cambiar el cebador de un fluorescente

 

Lo primero que debe tener en cuenta es que el tubo, el cebador y la reactancia tienen que tener los mismos vatios, ya que si no es así provocara una avería.

Cuando el tubo no luce y ha descartado una avería en el interruptor o en la llegada de corriente en la cocina, el fallo lo busca en uno de estos cuatro elementos: tubo, cebador, porta tubos y la reactancia . Siendo los pasos a dar los siguientes:

 

1º) Si el tubo tiene las puntas negras, esta agotado y hay que cambiarlo.

 

2º) Si el tubo no luce y el cebador no da destellos al darle al interruptor, puede ocurrir que el tubo o el cebador estén mal puestos y no hacen buen contacto. Gire el tubo y el cebador hasta que encajen bien y hagan un buen contacto - cuarto de vuelta-.

 

3º) Si seguimos sin luz, puede ocurrir que las laminillas de contacto de los porta tubos hallan perdido elasticidad abriéndose hacia fuera y no hagan contacto; esto lo puede solucionar (cortar la luz), de forma provisional, con un destornillador de punta fina que se mete detrás de las mismas presionándolas hacia dentro, una y la otra, para que se junten un poco y las puntas del tubo o del cebador puedan hacer contacto. Hay que sustituir los porta tubos por otros nuevos lo antes posible.

 

4º) Si después de hecho lo anterior y cambiadas las piezas – porta tubos, tubo y cebador - el tubo sigue sin dar luz, entonces hay que cambiar la reactancia que posible que no de paso a la corriente (para descartarlo, pida al profesional que lo atienda en la eléctrica que lo compruebe). Los cambios hay que hacerlos volviendo a poner los hilos en el mismo lugar que ocupaba en las piezas que se han cambiado.

 

En las pantallas con cuatro o seis tubos de 20 W.,hay una reactancia de 40 W. por cada dos tubos y tienen el inconveniente de que cuando uno de ellos deja de funcionar el otro tampoco luce.

 

ESQUEMA DEL CIRCUITO CON UNO Y DOS TUBOS

Esquema de circuito de fluorescentes

 

Jorge Martínez. Técnico de mantenimiento.

 

 

                MÁS DE 100 VÍDEOS Y UN MONTÓN DE ARTÍCULOS PARA AYUDARTE A REPARAR LAS AVERÍAS DE CASA
   




Comentarios
Este artículo aún no tiene comentarios.